SATSE: “Menos parches y más propiciar la vuelta de los miles de enfermeras que trabajan fuera de nuestro país”

28 diciembre 2021
Mujer viajando en avión durante la pandemia de coronavirus

La realización de una prueba de aptitud a profesionales de Estados miembros de la UE para que puedan ejercer en nuestro país como enfermeras/os constata la gran incoherencia de un país que no evita que sus profesionales se vean obligados a emigrar.

El Sindicato de Enfermería, SATSE, ha denunciado que “parches”, como celebrar un examen para que profesionales de la Unión Europea puedan ejercer en España, no solucionan el grave problema del déficit histórico y estructural de enfermeras y enfermeros que sufre nuestro país y que en parte, y a corto plazo, podría resolverse propiciando el retorno de los miles de profesionales que han emigrado a otros países.

SATSE considera que la nueva convocatoria del Ministerio de Sanidad para la realización de una prueba de aptitud a profesionales de Estados miembros de la UE con el objetivo de que puedan ejercer en España como enfermeras/os constata la gran incoherencia de un país que no evita que sus profesionales, excelentemente formados en las universidades españolas, no vean otra salida que emigrar a otros países y, al tiempo, acoge a enfermeras y enfermeros de fuera de nuestras fronteras.

“Hemos visto como a lo largo de los últimos años nuestros profesionales no tenían otra salida que emigrar, con lo que empeoraba el problema del déficit de enfermeras y enfermeros, sin que las administraciones competentes hicieran nada al respecto y ahora, en plena sexta ola de una pandemia que ha evidenciado, más si cabe, la necesidad de contar con más recursos humanos, seguimos sin soluciones concretas y reales para propiciar la vuelta de todos ellos y ellas”, apunta.

SATSE subraya que cualquier profesional extranjero que quiera trabajar en nuestro país para mejorar la atención y cuidados que se presta al conjunto de la ciudadanía siempre será bien recibido, pero insiste en que es lamentable que no se priorice la vuelta de los más de 8.000 enfermeros y enfermeras españoles que trabajan en países europeos, como Noruega, Reino Unido, Francia o Alemania, entre otros, y en otras partes del mundo.

El Sindicato de Enfermería presentó el pasado año a los gobiernos estatal y autonómicos un “Plan de Retorno y Estabilidad para Enfermeras y Enfermeros en el SNS”, y sigue aun esperando respuesta. Este Plan contempla un conjunto de medidas para cumplir el doble objetivo de posibilitar la vuelta a sus hogares de los profesionales que se han visto obligados a emigrar a otros países y, al mismo tiempo, dar estabilidad y calidad en el empleo a los que permanecen en nuestro país para evitar que muchos no se vayan a trabajar fuera de España.

Una de las claves del Plan elaborado por el Sindicato de Enfermería es acabar con las contrataciones temporales de solo semanas, días e, incluso, horas que precarizan aún más la labor asistencial y de cuidados que realizan las enfermeras y enfermeros, y que afectan a uno de cada tres de estos profesionales sanitarios en nuestro país. Por ello, reclama a las administraciones sanitarias competentes que fomenten la estabilidad en el empleo para que un profesional pueda trabajar en un mismo centro de manera ininterrumpida, al menos, durante un año.

Otras medidas del Plan de Retorno y Estabilidad para Enfermeras y Enfermeros en el SNS son el desarrollo de un Programa de acogida a profesionales, tanto para aquellos que se encuentran en el extranjero como para los recién graduados en los dos últimos años y que permanecen en nuestro país, incluyendo, entre otras cuestiones, un periodo de adaptación laboral remunerado de, al menos, un mes.

Asimismo, se plantea propiciar el acceso a la bolsa de trabajo en cada comunidad autónoma, con baremación actualizada tras el momento de inscripción y valoración del tiempo de trabajo y otros méritos de acuerdo a las condiciones de bolsa, mediante apertura excepcional y extraordinaria, tanto para los profesionales que están en el extranjero como para aquellos que aún no están incluidos en las bolsas de contratación de las distintas comunidades autónomas. Por otro lado, se pide facilitar el acceso a la carrera profesional del servicio de salud, con valoración del tiempo trabajado fuera de España.

De otro lado, SATSE propone establecer una compensación por parte del servicio de salud del coste del desplazamiento de vuelta a España y a la localidad en la que se ubique el nuevo centro de trabajo, y abonar una mensualidad adicional a la firma del contrato correspondiente por parte del profesional, tanto para los que vienen de otros países como para los que están en España.

Acabar con la fuga de talento enfermero, y que todos los profesionales que lo deseen puedan volver a sus respectivos hogares al contar en su país con la estabilidad laboral necesaria y buenas condiciones en su trabajo, es una de las propuesta de SATSE, junto al aumento de la oferta formativa del Grado de Enfermería en las universidades, para aumentar a corto, medio y largo plazo, el número de enfermeras y enfermeros en nuestro país.