SATSE Castilla y León critica que la Junta deje fuera a los empleados sanitarios del acuerdo de jornada de 35 horas

26 junio 2018
Enfermera con material quirúrgico

Enfermera con material quirúrgico

El Sindicato de Enfermería, SATSE, de Castilla y León critica que la Junta de Castilla y León negocie fuera de las mesas oficiales de negociación acuerdos que afectan a las condiciones laborales de los empleados públicos, como el que permitirá que solo una parte de esos empleados públicos de la Comunidad disfruten este verano de la jornada laboral de 35 horas.

De este acuerdo se ha excluido al Sindicato de Enfermería y solo ha sido firmado por UGT y CCOO con la Junta de Castilla y León, dejando fuera al colectivo de profesionales de enfermería. SATSE considera que una vez más se discrimina a la enfermería en una medida que debe beneficiar a todos los empleados públicos de la Comunidad, porque cuando se amplió la jornada laboral a 37,5 horas semanales se hizo de una vez y para todos.

Con esta decisión, los empleados que trabajan a turnos, como los de Sanidad y Servicios Sociales, no podrán beneficiarse de la medida este año, como sí lo harán el resto de empleados públicos de la Administración Autonómica, y sólo se les permitirá disfrutar un día libre durante este año 2018, a partir del 22 de diciembre, cuando el incremento de jornada supuso casi 16 días de trabajo al año para el personal sanitario y de Servicios Sociales.

A juicio de SATSE, es intolerable que la Junta de Castilla y León mantenga que aboga por las 35 horas para los empleados públicos y deje a un colectivo tan numeroso como el de Sanidad y Servicios Sociales sin poder acogerse a esta medida y discriminándolo respecto a otros trabajadores públicos.

Al mismo tiempo, el Gobierno regional dice que pretende fomentar la conciliación de la vida laboral y familiar, pero no para los profesionales que trabajan a turnos, como las enfermeras, precisamente los que por esas condiciones de trabajo a turnos tienen más dificultades para disfrutar de una plena y real conciliación de su trabajo con su vida familiar por la escasez de personal y la ausencia de sustituciones de los permisos de este personal.