SATSE exige acabar con la discriminación del SAS a Enfermería y Fisioterapia y reclama su reconocimiento como grupo A

08 febrero 2019

El Sindicato de Enfermería considera que el nuevo Gobierno andaluz debe atender esta demanda con urgencia ya que la discriminatoria diferencia salarial entre el grupo profesional A1 y el A2, siendo este último en el que actualmente se encuadra a enfermeras y fisioterapeutas, supera los 1.900 euros anuales sólo en el sueldo base.

El Sindicato de Enfermería, SATSE, en Andalucía exige acabar de una vez con la discriminación que sufren, entre otras, las categorías de Enfermería y Fisioterapeutas en el Servicio Andaluz de Salud (SAS), ya que éste les niega el reconocimiento de su nivel profesional dentro del Grupo A sin distinciones, que le corresponde por su formación académica de Grado.

SATSE precisa que, ahora que el nuevo Gobierno andaluz se ha comprometido a homologar los salarios de los profesionales sanitarios con la media nacional y a sentarse con ellos para conocer cuáles son sus reivindicaciones, es el momento de atender esta demanda, que debería ser el primer paso a consolidar antes de cualquier otra medida.  

En este sentido, el sindicato explica que la nueva clasificación debe conllevar su correspondiente reconocimiento económico, de manera que todas aquellas categorías que estén integradas en el Grupo A deben tener las mismas retribuciones básicas, siendo las retribuciones complementarias las que, en su caso, marcarán la diferencia entre profesionales, atendiendo a la responsabilidad y otras circunstancias.

Según denuncia SATSE, el mantenimiento de Enfermería y Fisioterapia en el subgrupo de clasificación A2 implica una pérdida salarial para los profesionales afectados de 159 euros mensuales solo en su sueldo base, que es de 1.177,08 euros para el Grupo A1 y de 1.017,79 para el A2 en las retribuciones actualizadas del SAS de 2019, unos 1.910 euros anuales menos. A esto hay que sumar una diferencia de 8,36 euros mensuales en concepto de trienios, fijados en 45,29 euros para el subgrupo A1 y 36,93 para las categorías A2.

Ante esta situación, han sido numerosas las ocasiones en las que el Sindicato de Enfermería en Andalucía ha solicitado en las Mesas de Negociación que se inicien los trámites necesarios para realizar esta adecuación profesional reconociendo a las enfermeras y fisioterapeutas al Grupo A su pertenencia sin distinciones, donde les corresponde estar por su titulación académica.  Hasta la fecha, el SAS siempre ha dado una respuesta negativa a esta reivindicación con el argumento de que es responsabilidad del Gobierno de España, explica el Sindicato de Enfermería.

Sin embargo, otras categorías profesionales cuya titulación es la misma que la de enfermeras y fisioterapeutas, esto es, Grados con 240 créditos, (Biólogos, Bibliotecarios, Periodistas, etc.) sí están incluidos en el Grupo A sin distinciones. Asimismo, el SAS ha reclasificado diversas categorías mediante la amortización y creación de otras categorías profesionales, en contra del argumento de la responsabilidad estatal y, por tanto, SATSE entiende que la Administración sanitaria autonómica cuenta con potestad suficiente para atender esta justa demanda.

Así pues, el Sindicato de Enfermería reclama que se inicien, a la mayor brevedad posible, los trámites pertinentes y las acciones necesarias para que las categorías profesionales de Enfermeras y Fisioterapeutas, se incluyan en el grupo de clasificación A sin distinciones.